¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

sábado, octubre 13, 2012

CINCUENTA AñOS DEL VATICANO II



El 11 de octubre de 1962 se inauguraba en la basílica de San Pedro del Vaticano el vigésimo primer concilio ecuménico de la Iglesia católica. En una época en la que todo es histórico, en la que cada acontecimiento, por banal que sea, es considerado trascendental, el recuerdo de la celebración del Vaticano II puede no alcanzar el significado que realmente posee. No exageran quienes lo definen como un nuevo Pentecostés o como una brújula que orienta a la Iglesia en su actual tarea evangelizadora.

El 25 de enero de 1959, cuando no se habían cumplido siquiera tres meses del inicio de su pontificado, Juan XXIII transmitió a un pequeño grupo de cardenales su intención de convocar un concilio general que atendiera la urgente necesidad de replantear algunas formas anticuadas de exposición doctrinal y de proporcionar nuevas directrices de disciplina eclesiástica. El Papa bueno, experto conocedor de la historia de la Iglesia, sabía que aquélla era la mejor herramienta, no exenta de riesgos, para lograr una verdadera renovación de la vida eclesial.

El camino no fue fácil. A las dificultades logísticas y organizativas de una asamblea tan numerosa de obispos, expertos y observadores se añadieron las insidias de no pocos miembros de la curia romana, que intentaron frenar o al menos obstaculizar su celebración. Entonces –como ahora– abundaban los "profetas de calamidades" a los que hizo referencia Juan XXIII en su discurso de inauguración. Los malos augurios que presagiaban sus detractores no minaron el ánimo del Papa, que, como afirmó en la constitución apostólica Humanae Salutis, por la que se convocaba el Vaticano II, siempre creyó "vislumbrar, en medio de tantas tinieblas", no pocos indicios que le hacían concebir "esperanzas de tiempos mejores para la Iglesia y la humanidad".

Siguiendo la máxima teológica Ecclesia semper reformanda est, no siempre fácil de interpretar y aplicar, Juan XXIII se opuso tanto a un modelo conciliar de lucha –Trento– como a uno de resistencia y oposición al mundo moderno –Vaticano I–. Su intención fue renovar la Iglesia, purificarla, interpretar adecuadamente los signos de los tiempos, establecer un diálogo sincero con la sociedad contemporánea sin traicionar el Evangelio ni renunciar a la riqueza de la Tradición y allanar el camino de la unidad con las comunidades cristianas no católicas.

La convocatoria del concilio había sorprendido a muchos dentro y fuera de la Iglesia, si bien es cierto que en el pontificado de Pío XII se habían producido los primeros pasos pro reforma, importantes aunque tímidos. Más sorprendente aún fue el desarrollo de la asamblea conciliar. La libertad con la que se desarrollaron los debates constituye un modelo de cómo una institución tan jerarquizada como la Iglesia católica es capaz de lograr el objetivo de reformarse sin traicionarse a sí misma ni desmoronarse. Se votaron todos y cada uno de los pasos que se daban, tanto los meramente formales o metodológicos como los doctrinales. Cada uno de los documentos que aprobó el concilio fue sometido a votaciones parciales y totales, no sólo en su redacción definitiva sino en sus esquemas previos. Ni Juan XXIII ni su sucesor, Pablo VI, obstaculizaron el libre debate en las asambleas plenarias y en las reuniones de las diferentes comisiones que estudiaban y preparaban los textos.

Se logró así un corpus de documentos que configuró, a partir de entonces, la Iglesia contemporánea: cuatro constituciones que representan, en cierta manera, el armazón de las enseñanzas conciliares sobre la revelación divina, la liturgia, la propia Iglesia y la presencia de ésta en el mundo contemporáneo; nueve decretos que tratan temas más delimitados: los medios de comunicación social, el episcopado, el ministerio y la vida sacerdotal, la formación sacerdotal, el apostolado laical, la renovación de la vida consagrada, el ecumenismo, las Iglesias orientales y la actividad misionera de la Iglesia; y tres declaraciones, un tipo de documento inédito hasta entonces en la tradición conciliar que está destinado a toda la humanidad y no solamente a los fieles católicos: sobre la educación cristiana, sobre la libertad religiosa y sobre las relaciones de la Iglesia con las religiones no cristianas.

La clausura oficial del concilio, en 1965, no supuso el final del mismo. Un acontecimiento de estas características no tiene su objeto en sí mismo, sino en la propia vida de la Iglesia. Fue a partir de entonces, en el período de recepción de las conclusiones, cuando las enseñanzas se hicieron efectivas. La historia enseña que la aceptación de un concilio no es automática, que se requiere un período de explicación y asimilación. Nunca es fácil, tampoco lo fue en aquella ocasión: a las circunstancias sociales, tan traumáticas a finales de los años 60, se unieron las divergencias en el seno de la Iglesia entre aquellos a quienes el concilio les supo a poco, aquellos que sintieron cómo la Iglesia se había traicionado a sí misma y aquellos que permanecieron indiferentes. Si se pregunta acerca de las novedades que introdujo, a menudo sólo se señala la reforma litúrgica –que por otra parte había ya comenzado en tiempos de Pío XII– y se dejan de lado dos aspectos realmente importantes: uno ad extra, el nuevo modelo de relación entre la Iglesia y el mundo contemporáneo, y otro ad intra, la reforma de la propia vida eclesial.

El período de crisis que siguió al concilio indica la magnitud de las reformas adoptadas. Cincuenta años más tarde se constata que su riqueza aún no se ha agotado y que queda mucho por aprender de él, conociéndolo y poniéndolo en práctica.

Vía libertaddigital.com

LA REVUELTA DE FORT KNOX

Por Esteban Fernández 
 
Hace 50 años. Esta historia la conocen muy pocos cubanos. Inclusive algunos compatriotas que estuvieron en las Unidades Cubanas de Fort Jackson no están al tanto de estos acontecimientos. 
 
Creo que la mayoría de los lectores sabe que durante la Crisis de los Cohetes en Cuba en octubre del año 62, tras la información televisiva del Presidente John F. Kennedy al respecto, muchos cubanos nos inscribimos y fuimos enviados a Kentucky para integrar una fuerza invasora en el caso de que fuera ordenado un desembarco masivo. 
 
Y existe la creencia generalizada de que la noticia de que hubo un pacto entre Kennedy y Kruschev ( y que nosotros no íbamos a pelear en ninguna parte) el destierro cubano  la recibió tranquilamente, calladitos y obedientes. 
 
Pero de eso nada. Si hubiéramos sido ingleses quizás hubiéramos tomado la cosa con calma y resignación, pero como éramos  cubanos “cabezas calientes" la movida fue muy diferente”. José Miró Cardona que era el Presidente del Consejo Revolucionario nos enviaba regularmente cartas a todos. En la última misiva nos indicaba con pena que "aquello era otro embarque norteamericano a la causa de los cubanos que ansiábamos pelear y liberar a Cuba"... 
 
Y lo que muchos no saben es que ahí se formó la de San Quintín.  La noticia se recibió con una mezcla de desilusión, de emoción, de malestar y la inmensa mayoría llegó a la conclusión de que habíamos sido traicionados. Y encima de eso se corrió el rumor de que el objetivo principal de habernos llevado a Fort Knox era sacarnos de Miami que en ese momento era un hervidero de lucha violenta contra el castrismo. 
 
Y de pronto, sin haber sido organizado por nadie en particular se armó un verdadero “riot” (una revuelta) y los cubanos salían de sus barracas, se cantó el himno nacional cubano en infinidad de ocasiones, en las dos compañías que participaron en la insubordinación se tiraban los colchones por las ventanas y  POR PRIMERA VEZ EN LA HISTORIA DEL EJÉRCITO NORTEAMERICANO se llevó a efecto una huelga de hambre. 
 
En mi pelotón ( y supongo que en otros también) se hacía un intento baldío ( y quizás suicida)  por romper los candados de los "rifle racks" y lograr coger los fusiles Garand. Algunas barracas eran rodeadas por los M.P. (la Policía Militar) y hasta por la Guardia Nacional, y como no existía un líder, ni nadie que estuviera al frente de esta reacción emotiva, todo resultaba ser un verdadero caos. 

La algarabía fue de tal magnitud que se apareció el General Evert S.Thomas (foto), un hombre con un montón de estrellas en sus hombros y que con actitud marcial dio la orden de reunirnos a todos en una explanada. Nos lanzó un discurso y la mayoría de nosotros no entendió "ni papa" por nuestra limitación del idioma.  
 
El soldado que estaba a mi lado me preguntaba “¿Qué está diciendo TOMASITO?”. Increíblemente le estaba llamando “Tomasito” al General Evert Thomas. Cosas como esa nada mas se les ocurre a un cubano. Hubo otro compatriota que se le acercó al General, comenzó a hablarle y le puso un brazo por encima. El general le sonreía con ganas de darle Corte Marcial. 
 
Al terminar su arenga "Tomasito" un compañero que hablaba bastante Inglés, llamado Teofilo Ruiz Alum, me dijo: “Él cree que todo este alboroto que hemos formado es por la sencilla razón de que el estado de Kentucky, con su temperatura bajo cero, es muy frío para nosotros, y nos pide que estemos tranquilos  que cuando él regrese nos trasladarían para Fort Jackson, en Carolina del Sur, que tiene un clima mucho más agradable que aquí”... 
 
Desde luego, nos indicó (supongo que para calmarnos) que “Todavía no se había tomado una decisión concreta en cuanto a la posibilidad de invadir a Cuba”. Como todo el mundo entendió la palabra “Kiuba” todos lo aplaudimos.
 
Un soldado llamado Roberto Romagosa se fue a un teléfono público y llamó “collect” a la Casa Blanca y pidió hablar con Kennedy para darle las gracias por sacarnos de la nieve. Me recuerda Carlos Rodríguez que el General pidió que los responsables de la indisciplina dieran un paso al frente y todos dimos el paso al unísono. 
 
Un recluta que le habían fusilado su padre en Matanzas, de apellido Castillo, lucía que había recobrado las esperanzas y me invitó a un café cubano que él mismo había colado. 
 
Y al retirarse el sorprendido oficial  (lucía atónito) varios cubanos le sonaron un apretado abrazo. Unos días más tarde nos dieron pases para irnos a celebrar las Navidades. Al regresar nos montaron en unos lentos trenes, otros en guaguas, rumbo al Fuerte Jackson  donde ya habían llegado un par de miles de compatriotas... El periódico “Revolucion” todo lo resumió en un párrafo que decía: “Los niños bitongo que pretenden invadirnos le tienen miedo al frío”.

Vía nuevoacción.com

viernes, octubre 12, 2012

CUBA Y SUS TRES PUNTOS BASICOS

Por Angelica Mora

Recuerden que no nací en Cuba, así que los puedo contemplar tranquilamente, sin ser víctima de las pasiones.
 

Hay tres puntos básicos que ejercen fuerza y están deteniendo los cambios que deberían producirse en Cuba y que están ocurriendo en otras partes del mundo:
 

1.- DIVIDE Y REINARÁS.
 

Los cubanos cayeron en la trampa de Fidel Castro, que desde un principio aplicó la máxima de dividir para mantenerse en el poder.
Luego llegó el desengaño, la desilusión, la persecución, fusilamientos y cárcel y el amargo exilio.
 

Hoy cada cubano está por su lado y cuando se unen estallan.
Esto sin contar a los espías e infiltrados en toda la diáspora cubana. El veneno que siembran es increíble. Y el régimen tiene la mejor maquinaria para desbaratar los proyectos democráticos peligrosos (Pollán y Payá) y las intrigas.
 

2.- QUE OTRO LO HAGA.
 

Las nuevas generaciones siguen en la rutina y nadie nace nada para liberarse del yugo de una tiranía de  más de medio siglo. Se quejan o huyen, pero tienen miedo de enfrentar la realidad.
 

3.- ATACARSE ENTRE SI
 

Los opositores que tratan de hacer algo y motivar a la población son motivo de fieros ataques por parte del gobierno (comprensible) y de los demás (increíble).
CONCLUSIÓN:
 

A menos de que les caiga el Cielo encima, los cubanos seguirán igual, porque la mayoría está demasiado miedosa o cómoda donde está, para sacudirse de los Castro y del resto de la comparsa gobernante.
 

Nota: La excepción es la oposición dentro de la Isla que es única que lucha por lograr la Libertad. Tendrá sus fallas. Habrá abusos y aprovechadores. En el mundo libre también los hay.
 

Algunos recibirán dinero de afuera. No los culpo, porque todos son despedidos de sus trabajos por ser disidentes y no obtienen ninguna clase de empleo del Estado. ¿Qué espera el exilio, que luchen adentro mientras se mueren de hambre? 
 

Y a propósito. ¿Huelgas de Hambre de los opositores? Un recurso de lucha que está siendo desacreditado en forma feroz en estos momentos por el Régimen cubano.
Por algo será.


Vía angelicamorabeals.blogspot.com

"PREMIO NOBEL DE LA PAZ PARA LA UNION EUROPEA". ¿ DONDE ESTABA LA UE EN LAS MASACRES DE YUGOSLAVIA ?

 
Libertad Digital 

El Comité Nobel de Noruega –país que ha rechazado por dos veces, mediante referéndum popular, pertenecer a la Unión Europea– ha galardonado con el Premio Nobel de la Paz a la UE en este año 2012, en que los tiranos del mundo árabe han seguido masacrando a los valerosos pero muy débiles elementos liberales de esa parte del mundo y los activistas por los derechos humanos y la democracia Oswaldo Payá (Premio Sajarov 2002) y Harold Cepero perdieron la vida en un no esclarecido accidente de tráfico en una carretera de la isla de Cuba, sojuzgada por la abominable dictadura de los Castro desde hace 53 años.

La UE ha sido premiada por su papel en "el avance de la paz y la reconciliación" y en el establecimiento de "la democracia y los derechos humanos" en el Viejo Continente, justificación pertinente a mediados del siglo pasado, cuando la Unión echó a andar en un territorio devastado por dos espantosas guerras mundiales. Hoy, ciertamente, se sostiene menos, habida cuenta, por ejemplo, del lamentable desempeño del club europeo en las últimas guerras balcánicas, que sólo llegaron a término luego de que Estados Unidos decidiera tomar cartas en el asunto.

En cuanto a los esfuerzos de la UE por la causa de la paz, la democracia y los derechos humanos en el resto del mundo, cabe decir que... nada hizo por evitar el genocidio de Ruanda –Francia, en este dantesco punto, tiene mucho que decir... pero calla–, que mantiene fluidas relaciones con la mayor tiranía del planeta, la China comunista; que presta todo tipo de asistencia a despiadados cleptócratas del Tercer Mundo y –por no hacer el repaso exhaustivo– que se niega a incluir en su lista de organizaciones terroristas a la que quizá sea la más poderosa de todas ellas: Hezbolá, el Partido de Dios, gobernante de facto del Líbano.

En definitiva: el Comité de Nobel ha vuelto a cargar de razones a quienes están contra sus fallos en pie de guerra. 

Vía libertaddigital.com 

miércoles, octubre 10, 2012

LO QUE QUEDARA DEL JUICIO A ANGEL CARROMERO

Por Zoé Valdés

Hace unos días el régimen castrista volvió a armar una de sus más extravagantes puestas en escena, el juicio al español Ángel Carromero por doble homicidio en accidente de la carretera. Todo el mundo conoce que quien asesinó al líder del MCL (Movimiento Cristiano Liberación) Oswaldo Payá Sardiñas y al joven activista por los Derechos Humanos, y también miembro del MCL, Harold Cepero no fue Ángel Carromero, sino el mismo régimen que lo acusa. Pero así son las cosas en Aquella Isla del CundeOdio, la dictadura siempre se las apaña para matar a los verdaderos y más importantes, o acallarlos de alguna manera –como en el caso de Jens Aron Modig, el sueco que iba en el automóvil el día de la tragedia, y que debe de andar cabeceando adormilado todavía–, y también para acusar y encarcelar a los inocentes endilgándoles su culpabilidad.

Los resultados reales del juicio todavía no son sabidos. Y durante el mismo la prensa internacional se hizo eco, no tanto del juicio como tal, sino del espectáculo armado por los que sostienen el régimen de los Castro. De la prensa nacional no hablo, porque ya sabemos que es la voz de los asesinos, y sus periodistas son sus lacayos. Así que el juicio se quedó en mera novelería de la prensa extranjera con los mismos colaboracionistas de siempre, obviando completamente el sentido auténtico y necesario de la noticia.

El destino de Cuba se discute desde hace ya unos cuantos años en internet, como en un juego de pin-pon, entre un tirapiedras o tirachinas y otro, en forma de Y. Las piedras o cambolos, reitero, son Cuba y su destino. Y los tirapiedras en forma de Y son la famosa bloguera Yoani Sánchez, la Lady Gagá de los medios internacionales, y el bloguero del régimen Yohandry, cuya verdadera identidad según la información suministrada por Esteban Fernández es TATO EL CHIVANAUTA, o sea Eduardo Fontes García, quien estudió en el Preuniversitario de la escuela Lenin y pertenece al Minint (Ministerio del Interior de Cuba).

Tanto Yoani como Yohandry fueron los principales informantes de la prensa en el juicio, cada uno usando la información para lo que les conviene más a ellos mismos. En El País, tal como acostumbra, la bloguera llamó la atención sobre sí misma y las peripecias personales que tanto ella como su esposo, el periodista Reinaldo Escobar, debieron afrontar para llegar al lugar. Según ella, pese a lo que se ensañaron los policías en su contra, no les "impidieron llegar". Cosa que es falsa, porque sí se lo impidieron, puesto que antes de llegar los detuvieron. Ahí está una de las más graves pifias periodísticas, no sólo de ella, de El País que no la corrige y ni siquiera se entera. Como ésas ha habido un montón.

Por otro lado, la señora narra como si se tratara de un héroe de cómic (sin escrúpulo alguno) su detención de 30 horas, en dos partes, como si aquello fuera lo más terrible que ha hecho el régimen cubano hasta la fecha, obviando las miles de vidas truncadas, los más de treinta años de prisión de presos y presas plantados políticos, llevándose en claro los 50 años de dictadura y sus fatales consecuencias, que se suman en víctimas (corroboradas ochenta mil hasta hace unos años), de fusilados, de desaparecidos, y balseros muertos en el mar, riéndose de los exiliados, echándose al pico incluso lo primordial, la verdadera razón por la que ella se encuentra en Bayamo, por la que ella ha iniciado ese periplo: el juicio a Ángel Carromero.

Del juicio no informó nada, no podía hacerlo puesto que la detuvieron y la condujeron –según ella misma– a una casa de protocolo, donde –otra vez según su versión– seguramente Carromero había permanecido antes que ella en "idénticas" circunstancias (hay que tener gandinga). Por los muebles y la decoración (continuaba contando la bloguera), se trata de una de las tantas residencias del Minint. Con lo cual, esta señora da a entender que Carromero, a la larga, no la pasó tan mal, puesto que ella tampoco.

Nunca satisfecha, se compara con Carromero, o sea, pónganse ustedes en el lugar del joven español, y de esta señora, que es nada más y nada menos que la personalidad número no sé cuánto más importante del mundo según la revista Time, nominada al Nobel junto con Payá, hasta que lo asesinaron y se quedó ella solita en la candidatura, que se atreve tan fresca a compararse con una persona cuya vida peligra, y cuya existencia ha sido marcada para siempre con un acontecimiento digno de los más tétricos horrores stalinistas.

Luego cuenta que la llevaron a una celda, lo que no se entiende muy bien, y que la quisieron obligar a desnudarse, pero ella no se dejó y pagó las consecuencias. En el forcejeo, las tres mujeres que la obligaban la golpearon y le partieron un diente. Añade que estamos a punto de las torturas y las desapariciones o alguna mierda por el estilo. Por favor, más respeto con las presas a las que han violado de manera horrenda, con los hombres y mujeres torturados hasta la muerte, con los verdaderos desaparecidos. Sin embargo, El País tampoco corrige, y publica una foto, donde ella aparece sonriente con todos sus dientes en su sitio y sin huellas de abuso alguno. Tampoco comenta si fue al hospital, si levantó un acta, tal como se hace y se debiera hacer en estos casos, dado que la soltaron sin ningún cargo. Más respeto, repito, con la inteligencia de los demás.

Pero lo más singular es que esta mujer apenas comenta la detención de su esposo, que debió, me imagino, preocuparle tanto como la de ella. O más, si yo estuviera en su caso. Se trata de la detención del padre de su hijo, de un hombre de más de sesenta y cinco años; sin embargo, para ella no es nada del otro jueves. La que importa por encima de todas las cosas es ella. Ella y solo ella. Ella es Cuba, como antes lo fue Fidel Castro. Ella fue lo que importó a la hora de regresar a Cuba después de haber vivido en Suiza, con su hijo, sin importarle tres timbales darle un futuro mejor en un país libre. Si una madre decide regresar y entregarle su hijo a la dictadura nuevamente, sin luchar por su porvenir, en un país democrático, y no uno cualquiera, sino en Suiza, ¿cómo le vamos a creer ahora que está luchando como una Mariana por el futuro de Cuba? No jodan, ya basta.

Del Yohandry, en fín, qué se puede esperar de un seguroso, chivatón, a las órdenes del régimen, que ni siquiera da la cara, ni su verdadero nombre. ¿Esos son los cojones de los castristas? ¿Armarla en turba y de manera anónima? Ya los conocemos. Y vuelvo y repito: NO TIENEN COJONES y se mueren de terror frente a los Castro. Son unos pendejos castristas.

Total que esto es todo. Del viaje a Bayamo de Rosa María Payá y de sus hermanos para asistir al juicio sólo quedará la foto de tres jóvenes valientes vestidos de negro, enlutados por el asesinato de su padre y de su mejor amigo, afrontando a la policía que tampoco los dejó llegar al juicio. 

Enfrentados a los verdugos con la vista erguida, dignos y verdaderos. Esa foto, por cierto, no la publicó El País. Y no sé si Time quiera nombrarlos entre las cien personalidades más importantes del año. Tampoco han sacado hasta la fecha la foto de los disidentes asesinados en sus páginas, como a menudo hacen con los que asesinan bajo otras dictaduras. La colaboración de estos medios, antes con el castrismo y ahora con el raulismo, que no es más que lo mismo, en una versión muy taimada del tema, da verdadero asco.

Y prepárense, que según el Huffigton Post, ya apareció una nueva heroína por Miami, y como no podía ser de otra manera se trata de una hermana de Yoani Sánchez. Es el manual de todos los narcisistas y déspotas. Entre hermanos, en el mejor estilo de los Castro, siguiendo el ejemplo hasta el final. Habría que averiguar de qué forma estos nuevos periodistas "emigrantes" –como él mismo se llama en su autobiografía– cubanos llegan a las páginas de una publicación norteamericana con currículos periodísticos sumamente flacos, por cierto, y sin nombres reconocidos, como es el caso del columnista de este artículo, que también trabaja, cómo no, para Diario de Cuba en Madrid. Por el contrario, por qué a escritores cubanos exiliados de renombre y con una obra les cuesta tanto trabajo publicar en ellas, o sencillamente no los publican. La respuesta la tengo: por su anticastrismo.

¿Qué quedará del juicio de Carromero? Un desnudo frustrado de la bloguera Yoani Sánchez anunciado por ella misma en el periódico más importante de España y del mundo y los chivaposts de Yohandry, el bloguero castrista, pendejo y SIN COJONES.

Mientras tanto, un inocente, otro más, sigue siendo la víctima de todos, de la dictadura, del sensacionalismo, y de los descarados y oportunistas de toda la vida.

Vía libertaddigital.com

¿SERÁ LA BLOGUERA “MÁS DURA” QUE LAS OPOSITORAS DE LA GÜINERA?

Por: Lic. María del Carmen Carro
 
Yo estoy como Maripaz Martínez, de Asopazco. No me interesa dedicarle ni la mas mínima atención a quien pretende comenzar la historia anticastrista con la aparición de su “Generacion Y”, sitio que desde su mismo nacimiento se ha mantenido ocultando que ya el tema de las “Y”, en la Prensa Libre estaba más que gastado.
 
¿Si Yoany Sánchez se atribuye ser la inventora de la sopa de ajo?, mejor es que se dedique a leer los trabajos periodísticos en que ese fenómeno de la Y aparecía con mucha mas sutileza y elegancia que en su promovido Blog.
 
Claro que la noticia no era “la bloguera”. Allí, en Bayamo, se estaba produciendo un suceso lleno de dolor auténtico. Había mucho que preguntarle a los hijos del fallecido líder opositor Oswaldo Payá Sardiñas, quienes lucieron en las fotos, serenos, muy adecuados, a pesar del momento terrible que les ha tocado vivir. Los tres hijos de Payá, son jóvenes, hijos de un líder opositor reconocido.- ¿Cuántas preguntas de interés se perdieron? Ellos, sin dudas eran la parte más sensible de la noticia.
 
Ni aun el joven conductor, Ángel Carromero es la parte más sensible. Para el pasarán los años de encierro. Duros sin dudas. Para los hijos de Payá, una parte importante de sus vidas se fue para siempre. Irrecuperable pérdida
 
Sin embargo, en las declaraciones ofrecidas por la Bloguera, se pone de manifiesto un afán de protagonismo desmedido y ausente en cada palabra de reconocimiento a otras mujeres que si escribieron la historia verdadera, desde los primeros años del triunfo de Castro en 1959. Bien lo señala la española Maripaz, bautizada por mí como “la Cubanísima”.
 
Las marcadas intenciones de la “Jefa de la Blogosfera”, al resaltar que posee una valentía superior, sinceramente me dan mucha risa. “La bloguera por encima de las fuertes de la Güinera. JA… JA… JA.
 
Dentro del andar en ese mundo opositor que no se produjo dentro de una muy bien montada oficina en cualquier lugar de la que fuera mi casa. Todo lo contrario. Agradezco haber zapateado las calles y conocer mujeres guapas de verdad, como las que dirigía Miriam Cantillo en la Güinera, del municipio capitalino de Arroyo Naranjo.
 
-¿Conoce usted a esas mujeres opositoras Sra. Bloguera de las letras de “vuelo forzado”?
 
Esas mujeres eran conducidas una y otra vez, tantas como se les ocurriera al famoso y tenebroso Departamento 21. Y no para una Estacion de Policia. Para el mismo y tenebroso Cuartel general de la Seguridad Cubana: Villamarista.
 
Al llegar a Villa, usted quedaba sin opciones. Dos mujeres o tres, de pronto se aparecían ante la detenida y sin que mediara una sola palabra, las ropas rodaban frente arriba arrancándole casi la cabeza, La sensación de la ropa arañando sus ojos, sus labios su frente, quedaba por horas y la ardentía en los labios, que en muchas veces se partían y hasta sangraban, quedarán por siempre en nuestros recuerdos. Ninguna de esas valientes mujeres pudo evitar que las desnudaran, para quedar ante un ambiente de calor y frío. Tortura clásica de los aparatos represivos castristas.
 
Para ser más precisos. Si en la actualidad existe la opción de poder “rebelarse” a la fuerza de esas bien entrenadas mujeres carceleras, entonces es que TODO ESTÁ CAMBIANDO en Cuba y en los aparatos represivos cubanos.
 
Si ya una detenida puede resistirse sin quedar encarcelada e instruida de cargos, posteriormente. SIN DUDAS TODO ESTÁ CAMBIANDO. 
En el mejor de los casos cuando una detenida se “reviraba”, de esa forma. Era tan destruido su rostro en el forcejeo que quedaba allí por tiempo indefinido hasta que desaparecieran las huellas. Ni visitas familiares se les permitían.
 
Y cuando hablo de las mujeres anticastristas del Grupo de Apoyo a la Disidencia de la Güinera”, estoy resaltando palabras mayores. En una de aquellas rutinarias detenciones, una de las detenidas, que se encontraba en la celda tapiada de 100 y Aldabó comenzó a gritar y a dar taconazos en la puerta de hierro. Las demás le gritaban: ”Oye, tranquilízate, que nos estás choteando.” Si alguien grita sin parar, sin dudas “está histérica” y le tiene miedo a los calabozos”, sentimiento natural y comprensible. Y los oficiales dicen: “Esta no aguanta, ni el primer round.”
 
Conocí mujeres contestatarias. ¡Mujeres con mayúscula! Todas, luego de aquellas famosas detenciones para “100 y se acabó” o para Villa referíamos, que la parte más dura, es cuando te desvisten a la fuerza. Cacheo de rigor, que ofende a las políticas, porque eso tiene la finalidad de detectar drogas.
 
Pero, si vimos a muchas “histéricas”. Nunca entre las histéricas estuvieron las de la Güinera. Recomiendo, leer más y aprender como ha sido conformado por años el Movimiento Opositor Interno Femenino y no desde su reaparición, sino con aquellas primeras presas políticas.
Recientemente en un programa en la Poderosa con Héctor Fabian.- él me preguntó: ¿Cuándo consideras que hay más crueldad con las mujeres.¿Antes o ahora?
 
Mi respuesta: “La crueldad más grande. Indescriptible. Con las primeras presas políticas.”   
 
Y recordé mi visita a lo que fuera la cárcel de Guanabacoa, donde estuvieron las primeras presas políticas y allí en aquellas galeras oscuras, húmedas, casi se puede todavía sentir el dolor del presidio político histórico.
 
Aquellas mujeres, como las que les precedieron, al ser detenidas eran despojadas de toda pertenencias. Prohibidas de conocer en que hora o que minuto se les otorgaría una llamada familiar. Nunca llegaban esas llamadas.
 
Si esto ya no tiene ese rigor entonces…TODO ESTÁ CAMBIANDO EN CUBA.
 
¿Eso es lo que nos quieren decir?
 
Si mis palabras no llegan, como un signo claro, de que “con la Patria no se juega”. Y con el interés y propósito encomendados. Entonces, es sencillamente lamentable, como lamentable también es que una opositora cualquiera al Régimen de los Castro se compare con Pablo Escobar Gaviria.
 
La diferencia sería desfavorable en casos como éste. Sencillamente, porque a Escobar, a “pesar de los pesares”, lo describen como una persona sencilla, sin protagonismos inútiles y sin fanfarroneo. No se le describe como mentiroso y paluchero. La comparación crea una antítesis muy profunda.
 
¡Cuidemos a Cuba y al Movimiento Opositor Interno! 

Vía nuevoacción.com

martes, octubre 09, 2012

¡ LA POTENCIA MEDICA DE CUBA SOCIALISTA !

Drástica caída en los servicios médicos en Cuba

(¿ solo una caída ? )

 


 Por Ivette Leyva Martínez

El sistema de salud cubano experimentó una disminución de casi el 20 por ciento de los centros de asistencia médica y de un 10 porciento de su personal especializado durante el último sexenio, según revelan cifras oficiales. 

Un reciente informe de la Oficina Nacional de Estadísticas (ONE) pone al descubierto la condición de hacinamiento de los centros médicos del país. En el 2011 había un 18.5 por ciento menos de instalaciones de servicios médicos que en el 2006, con un 16 por ciento menos de camas, mientras que los ingresos -incluyendo hospitales, policlínicos y puestos rurales- aumentaron un 6.4 por ciento durante el mismo período.

El reporte estadístico -divulgado la pasada semana- traza un panorama nada halagüeño del estado de la salud pública cubana desde que el gobernante Raúl Castro asumió el mando del país en el 2006.
El total de centros médicos en funcionamiento en la isla pasó de 16,100 en el 2006 a 13,117 en el 2011. La cantidad de hospitales y clínicas decreció de 243 en el 2006 a 161 en el 2011, una caída del 33 por ciento.

La mayor disminución se registró en los hogares maternos, que se redujeron en más de la mitad, de 338 en el 2009 a 143 en el 2011.


Menos consultorios y hogares de ancianos


Por otro lado, los consultorios de médicos de la familia, piedra angular del sistema de salud cubano, cayeron un 18 por ciento. En el 2006 existían 14,007 y seis años después la cifra fue de 11,486.
Los centros de asistencia social se redujeron también, en particular los hogares de ancianos, que cayeron de 156 en el 2009 a 124 dos años después.

En cuanto a personal médico, la cifra de algunos profesionales aumentó (un 9 % en los médicos y 15 % en los estomátologos), aunque disminuyó significativamente la cantidad de farmacéuticos (35.4 %) y los técnicos (33.51%).

En total, la cantidad de empleados del sistema de salud pública -incluyendo médicos, estomatólogos, farmaceúticos, enfermeras y técnicos- ha descendido un 9.6 por ciento.

Los datos de la ONE cubren la situación de la salud pública en una etapa de seis años en la que Raúl Castro tomó el poder tras la enfermedad de su hermano Fidel y se vio obligado a emprender drásticas transformaciones en la economía del país, forzado por la carencia de recursos, el exceso de personal en las plantillas estatales y el descontento de la población.

Otro de los bastiones del régimen cubano en materia social, lel sistema educativo también ha sufrido drásticas reducciones en los últimos años. Estadísticas recientes de la ONE indicaron una caída del 27 por ciento el número de estudiantes en los diferentes niveles de enseñanza del país, de tres millones en el 2008 a 2.2 millones el pasado año.

A fines de 2010, las autoridades cubanas pusieron en marcha un plan de "reestructuración" para el sector de la salud pública, que incluía despidos de personal.


La vitrina desvencijada


El vicepresidente primero José Ramón Machado Ventura reconoció entonces que la salud pública recibiría un gran impacto con los despidos, "por lo inflado de sus plantillas y el número de personas que deberán ser reubicados". Funcionarios del sector enfatizaron en la necesidad de retornar al método de diagnóstico clínico y en el ahorro de recursos.

El deterioro en el sector, otrora vitrina de los logros sociales del proceso revolucionario, ha sido vertiginoso en los últimos años. En septiembre, se divulgó una carta a Raúl Castro del servicio de cirujanos del Hospital General "Calixto García" de La Habana, quejándose del deteriorado estado del centro médico. Al menos dos versiones de la carta circularon en internet.

La misiva salió a la luz semanas después de destaparse un escándalo de corrupción en la centenaria entidad médica, que condujo al arresto del entonces director, el doctor Miguel Fonseca, y al menos una docena de médicos y otros subalternos como parte de una investigación policial. En el operativo también fueron arrestados empleados del hospital Maternidad Obrera de La Habana.

En julio de 2010, al menos una docena de médicos del "Calixto García"  fueron sancionados por un incidente de neglicencia médica que descuidó la atención a un anciano herido.

El mayor escándalo que ha sacudido a la salud pública cubana se produjo hace dos años, cuando 26 pacientes del principal hospital siquiátrico del país -conocido como Mazorra- murieron a causa de las bajas temperaturas. Todos estaban desnutridos.

Varios empleados del centro médico recibieron condenas carcelarias por negligencia.
El entonces ministro del ramo, José Ramón Balaguer, fue sustituido poco después, aunque sin hacerse mención a su responsabilidad en el escándalo. Balaguer se mentiene en la cúpula gubernamental como miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista y jefe de su Departamento de Relaciones Internacionales.

Vía cafefuerte.com

EL PROBLEMA ES QUE ES UNA DICTADURA


Por Xavier Reyes Matheus

Tras anunciarse el resultado de las elecciones venezolanas, un votante de Capriles se consolaba en Twitter con la satisfacción del deber cumplido, porque había puesto, decía, su "granito de arena". Ciertamente, los que veían en las urnas la oportunidad de salvar a Venezuela respondieron a la convocatoria con una resolución y un empeño a prueba de grandes sacrificios, haciendo colas interminables o regresando desde el extranjero para votar. El problema es que, con los granitos de arena de la oposición, Hugo Chávez tiene hoy una amplia franja de playa, cuyo horizonte se pierde quién sabe dónde, y por la que puede seguir caminando, además, como un irreprochable demócrata.

Algo de malo, de equivocado y de disfuncional tendrá esto, digo yo, cuando se considera la distancia abismal que existe entre los valores democráticos y el régimen bolivariano. Por supuesto, el mundo puede asumir dos actitudes. Puede contemplar esa brecha encogiéndose de hombros e intentar a continuación tragarse las ruedas de molino. O puede darse cuenta de que, con el ejemplo venezolano, la democracia queda expuesta a perder todo su significado y a cumplir exclusivamente aquel papel que le asignó la táctica revolucionaria socialista (y nacionalsocialista): el de una vía de asalto al poder. Quien quiera entenderlo puede buscar en Google el documento titulado "Para comprender la Revolución Bolivariana", editado por la Presidencia de Venezuela en 2004. En la página 12 verá que se define la "Revolución Bolivariana" como un "sistema político" que "comienza a instaurarse (...) en sustitución de la democracia representativa". Y en la página 19 se explica: "La diferencia del acto burocrático con respecto al acto revolucionario, es que lo electoral va a sustituir el método de tomar el poder. El acto revolucionario busca materializar la revolución, tal como se buscaba por la vía violenta". Más claro, el agua.

Pues bien: con semejante declaración de intenciones, por parte de quienes llegaron ya al poder y de tal modo confiesan no estar dispuestos, ni remotamente, a dejarlo, ¿por qué sigue empeñada la oposición en pretender que en Venezuela opera la lógica de la alternancia en el mando? Supongo que hay varias razones para explicarlo. Según parece, la primera es que no se dispone de otra vía, lo cual es tanto como admitir que la revolución (contra la tiranía chavista) resulta inviable. ¿Por qué? Para ello se han buscado muchos pretextos. El más recurrido es el de la "lucha democrática", que se repite incesantemente desde lo ocurrido en abril de 2002, porque con aquella usurpación de Carmona los adversarios de Chávez quedaron tachados de "golpistas", aunque el derrocamiento fue producto de un movimiento cívico-militar y el Gobierno violó abiertamente los derechos humanos para frenar la protesta. Pero, en fin: parece que es demasiada afrenta eso de dejarse llamar golpista, por más que quien lo haga sea, precisamente, el militar que se dio a conocer al mundo una madrugada metiendo los tanques al palacio de Miraflores para deponer a un presidente elegido de manera democrática y constitucional. Y lo peor es que, incluso con el pacífico talante de Capriles y de toda la oposición, Chávez seguirá de todos modos presentándonos como fascistas, lacayos del imperio, oligarcas, agentes de la CIA y otros insultos que nos dedica todos los días, con su conocido amor por el fair play.

Poco importa que el mundo entero haya celebrado las primaveras árabes como defensa legítima contra la opresión de unos sátrapas, llenos, por cierto, de afinidades electivas con el régimen de Chávez: los venezolanos, parece, no estamos por la labor de reivindicar el mismo derecho. Desde luego, la resistencia a un régimen sanguinario y sin escrúpulos como el venezolano no es cosa fácil. Implica persecuciones, exilios, amenazas, jugarse el pellejo y el de la familia: para nadie es un camino de rosas. Los venezolanos lo sabemos porque (aunque fuera en otra generación) así acabamos con la feroz dictadura de Marcos Pérez Jiménez en 1958; y ello no sólo no nos acompleja, sino que lo tenemos como una gran conquista democrática. Pero con el régimen actual (mucho más destructivo que el perezjimenista) no acaban de activarse los mismos mecanismos de respuesta.

¿Cuánto de esta culpa cabe a los líderes de la oposición? Nadie duda del patriotismo de Capriles, que es justamente uno de los venezolanos que más huellas pueden exhibir en sus carnes del ensañamiento chavista. Su campaña fue admirable, y es probable que haya sembrado la semilla de un liderazgo nacional que, como pronosticó Mario Vargas Llosa, pueda luego resultar fructífero. También es muy digno de elogio el trabajo de la Mesa de la Unidad para canalizar las fuerzas opositoras hacia un solo objetivo. Pero no es menos cierto que la ficción electoral permite a ciertos partidos y figurantes de tercera fila conservar su nicho en la vida política; y así, al precio de aguantar insultos de Chávez, mantienen un protagonismo que de otra forma no habrían tenido nunca. Viajan por Europa, conceden entrevistas, hacen relaciones, reciben ayudas. Y por esas ganancias estarían dispuestos a pasar una y otra vez por el mismo tinglado, llevando a la gente detrás como a los ratones de Hamelín, aun a sabiendas de que con los votos no existe ni la más remota posibilidad de desplazar a Chávez del poder.

Porque está claro que este es el punto. Que Chávez tiene popularidad es indudable, y la razón es evidente: es un demagogo. No es nada nuevo en la historia; existe desde Cleón, en tiempos de las Guerras del Peloponeso, hasta Hitler y Perón. Pero no es cierto que el régimen chavista esté asentado en la decisión de la gente: la verdad es que descansa en la violencia, pues tiene toda la disposición a usarla para mantenerse en el poder contra cualquier iniciativa, de la naturaleza que sea y venga de quien venga, si pretende desalojarlo. El voto sirve en la medida en que avala la fuerza, pero ésta tiene su razón propia: no necesita de nada ni de nadie para hacerse valer. 

Aunque los comicios se ganaran; aunque el fraude no se pudiera demostrar, ¿puede considerarse que semejante sistema está al servicio de la voluntad popular? En cierta forma, es lo mismo que ocurre con la libertad de expresión, que todos se asombran de ver bastante intacta bajo la bota bolivariana. La explicación es sencilla: da igual que se denuncien los excesos del Estado, las instituciones públicas están todas al servicio del régimen, y no van a otorgar ningún beneficio a la voz del que se queja. Sería impensable; tanto como haber imaginado, ayer, a la jefa del órgano electoral anunciando la deposición de su jefe, a quien la unen vínculos de lealtad sobre los que nadie guarda la menor duda.

Así y todo, los opositores venezolanos se siguen embarcando en la aventura electoral. A ello contribuye, en buena parte, un montón de rumores que suelen abonar los periodistas, no se sabe si con el ánimo de subir la moral o picando el anzuelo de los que quieren hacer creer que hay posibilidades. Porque es obvio que la gente no es idiota para salir a jugar con las cartas marcadas; entonces hay que convencerla de que el control totalitario del caudillo no es tal, de que hay disensos internos, de que en la Fuerza Armada (que se apellida "Bolivariana") hay militares íntegros que no consentirían el fraude, etc. La enfermedad de Chávez, hábilmente promocionada por el régimen, resultó eficacísima para sembrar esta ilusión de que las ratas estaban todas abandonando el barco. Y lo que hoy tenemos, hasta que otra cosa sea capaz de desmentirlo, es que el barco navega con viento de popa.

Se engañan también los que creen que la debacle de Venezuela es la debacle de la revolución. Muy por el contrario: en un contexto depauperado, privilegiando al hampa, al narcotráfico, todos los delitos que pueden sustituir como fuentes de riqueza a las ruinosas industrias nacionales, Chávez puede desempeñar más eficazmente su papel de capo para gobernar aquella inmensa mafia en que ha convertido Venezuela. Su modelo de dictadura africana funciona perfectamente bien con un país reducido a cascotes.

¿Qué hacer, entonces? Los líderes de la oposición suelen aducir que en Venezuela se ha hecho ya "todo", y ante la disyuntiva electoral ponen el ejemplo del revés sufrido en las parlamentarias de 2005, cuando la oposición decidió retirar sus candidaturas y el Legislativo quedó completamente ganado para el chavismo. Y es que, claro, lo que no se puede hacer es impugnar las elecciones para el Congreso y luego reconocer legitimidad a los diputados que salgan de allí. No se puede seguir jugando a la democracia a medias; a esta democracia que nos apunta con una pistola. O la desconocemos, o nos convertimos en sus rehenes. A Capriles le preguntaron en una entrevista para la televisión colombiana si lo de Chávez era una dictadura y dijo que no. Muy comprensible: ¿cómo se explicaba su propia candidatura, si es evidente que ningún dictador sale por elecciones, salvo que haya perdido el apoyo de las armas o que decida voluntariamente facilitar una transición? En Chávez no se había dado ni lleva trazas de darse ninguno de los dos supuestos. Pues bueno: ahí están las consecuencias.

Yo soy venezolano, y no puedo ver sin un inmenso dolor y una tremenda indignación que las democracias occidentales estén felicitando a mi país por su "fiesta democrática", cuando sé cierta y positivamente –como lo saben esos Gobiernos– que Venezuela se está abismando en un trágico pozo de caos, de opresión, de atraso y de sangre. No, lo siento, no me obliguen a fingir a mí también. El comienzo de la resistencia activa que puede libertar a Venezuela consiste en decir la verdad y en llamar a las cosas por su nombre. Y lo mejor que podría hacer Capriles Radonski, ya que ha capitalizado una parte importante del favor de los venezolanos, es liderar esa causa, que no ha de ser más un juego de sombras chinas, sino la lucha visible y sostenida de un pueblo por su libertad. Capriles es ya una figura prestigiosa y escuchada, mientras que el mundo entero, con todas sus afectadas cortesías al tirano, sabe perfectamente quién es Hugo Chávez. Y sin duda que será una empresa dura, peligrosa y sacrificada, pero a la larga está llamada a prevalecer, porque, contra todo cinismo, es la causa de la verdad. 

Vía libertaddigital.com

OPINIONES DE ILUSTRES CUBANOS DEL SIGLO XIX SOBRE LA IDEOLOGIA SOCIALISTA



¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Obras Completas, Tomo 3, 168)

También José Martí, a raíz de la ascensión del Partido Republicano estadounidense al poder en 1883, escribió sobre lo conveniente que era para una nación que un partido político no permaneciera mucho tiempo en el poder:

¨ La libertad ha de ser una práctica constante para que no degenere en fórmula banal. El mismo campo que cría la era, cría las ortigas. Todo poder amplia y prolongadamente ejercido, degenera en casta. Con la casta, vienen los intereses, las altas posiciones, los miedos de perderlas, las intrigas para sostenerlas; las castas se entrebuscan y se hombrean unas con otras.¨ (Obras Completas, Tomo 9, 340)

Mayor General Ignacio Agramonte y Loynaz

El relevante  patriota cubano Ignacio Agramonte en su discurso de graduado de Licenciado en Derecho Civil y Canónico en Universidad de La Habana, poco antes de irse para la manigua independentista de la Guerra de los Diez Años, comenzada el 10 de octubre de 1868, expresó:

(Ignacio Agramonte)

“La centralización hace desaparecer ese individualismo, cuya conservación hemos sostenido como necesaria a la sociedad. De allí al comunismo no hay más que un paso; se comienza por declarar impotente al individuo y se concluye por justificar la intervención de la sociedad en su acción destruyendo su libertad, sujetando a reglamento sus deseos, sus pensamientos, sus más íntimas afecciones, sus necesidades, sus acciones todas.”

El discurso puede leerse íntegramente en la revista VITRAL número 37.
Vía baracuteycubano.blogspot.com

¡ OTRA DE PONG !


Vía cubahumor.blogspot.com

DENUNCIA DESDE CUBA

Connotada represora castrista pretende realizar trámites para viajar definitivamente a los EEUU.
 
Cortesía: Yoan David González Milanés.
 
Por: Maury Emilio Dupuy Arredondo, asesor político del Partido Democrático 30 de Noviembre Frank País.  
 
La agente informante de la Seguridad del Estado, “Saíly Freire Lachicot”, miembro activo de las represivas pandillas de Respuesta Rápida en el municipio camagüeyano Santa Cruz del Sur, pretende a discreción, realizar trámites para viajar lo más rápido posible hacia los EEUU. luego de contraer nupcias el pasado 30 de julio de 2012, con el ciudadano cubano, “Leoncio Agüero Pacheco”, residente en ese país.
 
“Saíly Freire Lachicot”, labora como instructora deportiva en el Combinado Deportivo Municipal, en Santa Cruz del Sur, donde junto a su hermana paterna, la también segurosa y paramilitar, “Jenny Freire Rosabal”, conjuntamente a otros reconocidos represores, se encargan de la organización y dirección de los violentos actos de repudio contra las viviendas de los opositores prodemocráticos, así como de las provocaciones verbales y agresiones físicas en la vía pública. 


Como muestran las siguientes evidencias, se le puede claramente observar el pasado viernes día 13 de julio de 2012; por cierto, bien animada participando del violento acto de repudio contra la vivienda del dirigente opositor y activista de los Derechos Humanos, Yoan David González Milanés, donde radica la sede de la resistencia anticomunista en la zona, y donde reconocidos civilistas de diferentes regiones del país, se dieran cita para conmemorar el XVIII aniversario del criminal hundimiento del remolcador 13 de marzo, por órdenes de la dictadura castrista, hecho que cobró las vidas a 41 personas.
 
De sobra conocemos los casos de personas de esta calaña, que luego de su bochornosa complicidad y servilismo con el régimen castrista, se marchan a residir en los EEUU. como si nada hubiese ocurrido, mintiendo sínicamente a los funcionarios de la oficina de Intereses en La Habana, cuando les preguntan si pertenecen a las filas de la UJC, PCC, FMC, CDR, PNR, SE, y otras instituciones represivas de la tiranía, y si han participado en actos de represión, persecución, violencia y torturas contra las personas por motivos políticos, religiosos, raciales, etc.
 
Y he aquí un caso singular. De seguro la respuesta de esta joven porrista del castrato, ante el funcionario que la entrevistará en la Sección de Intereses, será: “NO”.
 
Conocemos el arduo trabajo que realizan los funcionarios de la Sección de Intereses de los EEUU. en La Habana, así como el respeto y la amabilidad con que tratan a los ciudadanos cubanos que acuden diariamente a esa institución diplomática; por ello, que quede bien claro, para nada estamos cuestionando sus métodos de trabajo ni nada por el estilo, pues, sabemos de sobra que no están al tanto de conocer las vidas de todas aquellas personas que solicitan visa para emigrar a los EEUU. pero, a diferencia de otras personas con situación similar, pero, sin evidencias probatorias que les incriminen, en el caso de esta joven porrista al servicio de la Policía Política castrista, si estamos suministrando amplia evidencia de su bochornoso y torcido proceder, para una valoración y posterior decisión del caso; ello sin contar, que de negar al funcionario su participación en estos actos de vandalismo y terrorismo de estado, estaría también incurriendo en el delito de perjurio. 
 
Por favor, enviar una copia al departamento de Inmigración y Seguridad Nacional de los Estados Unidos de América, para su conocimiento; luego son estas personas quienes espían, difaman y atentan contra la paz, la estabilidad y la democracia de esa gran nación.

Vía nuevoacción.com

lunes, octubre 08, 2012

A BUEN ENTENDEDOR........


GRAVES DENUNCIAS Y SENSACIONALES REVELACIONES SOBRE RADIO Y TV MARTÍ

    Armando Valladares (Especial para Nuevo Acción)

Cuando Carlos García, el nuevo director de Radio y Televisión Martí tomó posesión de su cargo, pudo haber resuelto la restitución de los expulsados de la anterior administración permitiendo que esos empleados volvieran a sus puestos de trabajo, pero no fue así. En vez de mitigar el daño infligido por Pedro Roig al entregarles las cartas de cesantía en Septiembre del 2009, García inició lo que parece ser una feria de trabajos para todo el mundo excepto para esos empleados y ha contratado a unas cincuenta personas (camarógrafos, productores, editores, reporteros, etc).en tanto muchos de los despedidos perdían sus hogares y se hundían casi en la miseria. 
 

COMIENZA EL JUICIO
 

Mientras tanto, transcurría el juicio, que comenzó el 19 de octubre del 20I0 y pasaban las meses y la suma de dinero para indemnizar a los empleados injustamente cesanteados seguía multiplicándose. También se multiplicaban los costos de abogados en un proceso que se prolongó por casi un año con cancelaciones injustificadas de parte de la agencia, que utilizaba tácticas como falta de comparecencia y recesos interminables que tenían como único propósito sangrar y agotar los recursos económicos limitados del Sindicato de los Empleados Federales. 
 
En el juicio el sindicato tenía que probar que los argumentos esgrimidos para censantear a los empleados: falta de fondos y falta de empleos, no eran válidos. También tenía que probar que la agencia se negó a negociar con el sindicato.

Durante el arbitraje quedó en evidencia como Pedro Roig (foto de la izquierda) utilizaba tácticas de intimidación contra sus empleados, y que en vez de seguir el mandato del Congreso para ahorrar fondos se limitó a despedir a los empleados que tenían mas destrezas, experiencia, preparación y tiempo trabajando en el gobierno. 
 
También quedá evidenciado que ordenó destruir documentos y que incurrió en una serie de subterfugios para que aquellos que formaban parte de su círculo de familiares y amigos no solo salvaran sus empleos sino que recibieran promociones, premios al contado y aumentos de sueldo al mismo tiempo que despedía a otros, alegadamente, por falta de fondos. Radio Martí se convirtió hace muchísimos años en un feudo para beneficiar a los amigos, pagar favores a políticos o dar espacio a ideas políticas de la simpatía de la administración. Hay listas negras de exiliados a los que por sus posiciones ideológicas o discrepancias con los mandamases que ha tenido Radio Martí en las últimas décadas, es tabú pronunciar su solo nombre. Yo soy uno de ellos. La pasada administración, Pedro Roig, después de prometer transmitir los diez capítulos de mi libro que habían sido preparados por Radio Martí hace mas de veinte años y que tuvo un éxito extraordinario en los cubanos de allá, JAMÁS se transmitió.
 
En septiembre del 2009 le entregaron cartas a los empleados que Roig había seleccionado explicándoles que sus posiciones habían sido eliminadas por falta de fondos y falta de trabajo (que ya las tareas que ellos habían desempeñado por años no se iban a hacer). Los despidos entraban en efecto en enero del 2010. Ese mismo mes se abrieron una serie de puestos de trabajo y se les dieron premios ($$$) y promociones a mas de una docena de empleados. 
 
Los empleados despedidos fueron sustituidos por aquellos que pertenecían al círculo de amigos de Pedro Roig, a quienes se les dio adiestramiento (mientras estaban cobrando y disfrutaban de todos los beneficios de ser empleados federales) durante horas de trabajo, para suplantar a los profesionales desplazados. En otras palabras, los empleados despedidos fueron suplantados por empleados con menos destrezas y que necesitaban adiestramiento.También por comunistas reciclados que acomplejados por su pasado eran más sumisos y dóciles para manejarlos. Mientras que a verdaderos profesionales de la radio, con largos años de experiencia, les cerraban las puertas. Hay alguien que con excelentes calificaciones nunca pudo trabajar en Radio Martí por su amistad conmigo.
 
Quedó patente en el jucio que inmediatamente después de los despidos, Pedro Roig comenzó a abrir plazas de trabajo y a contratar a otras personas para que hicieran el trabajo de los empleados despedidos. 

La jueza concluyó que el testimonio de Pedro Roig carecía de credibilidad y estaba plagado de evasivas y que los despidos nunca debieron de haber ocurrido ya que la agencia nunca pudo probar que había falta de fondos o carencia de trabajo, los argumentos esgrimidos por Pedro Roig. Se probó en el juicio también que la agencia se negó a negociar con la Unión.
 
Salió a relucir en el arbitraje además, que habían más de 200 contratistas que duplicaban el trabajo de los empleados federales y que costaban a la agencia varios rnillones de dólares y que el dinero se gastaba impunemente en contratos, equipos y sueldos injustificados que pudieron haberse recortado en vez de castigar a los empleados con despidos. 
 

FALLA LA JUEZA A FAVOR DE LOS EMPLEADOS
 

La jueza ordenó revertir el proceso y restituir en sus puestos a los empleados pagándoles con intereses el sueldo que habían dejado de cobrar durante el tiempo que estuvieron desempleados. Esa suma de dinero sigue aumentando cada día que pase que esos empleados estén sin trabajo
 
El fallo de la jueza fue en Noviembre del 2011. Esa era una segunda oportunidad para que Carlos García enmedara el daño inflingido a la agencia por Pedro Roig, y acatara la orden de la jueza, permitiendo que los empleados regresaran.
 

CARLOS GARCÍA IGNORA EL FALLO Y APELA 


Sin embargo, Carlos García (foto) no acató la orden de la jueza y en enero del 2012 apeló, poniendo treinta objeciones al fallo de la jueza. Mientras, tanto, la cifra de dinero que había que devolverle a los empleados seguía aumentando. También siguen aumentando los gastos de abogados y la cifra que tiene que pagar la agencia al sindicato por gastos legales también siguió creciendo. 
 
Mientras, García sigue abriendo plazas de trabajo en TV y Radio Martí y continúa dando empleo a todos, menos a los empleados cesanteados injustamente. Las plazas, curiosamente, son para ejercer las mismas funciones que desempeñaban los empleados cesanteados. 
 

F.L.R.A. RATIFICA LA DECISIÓN DE LA JUEZA 
 

Ahora, en Septiembre del 2012, once meses después del fallo original y cuando se cumplen tres años desde que los empleados recibieran sus notificaciones de despido, el F.L.R.A. (Federal Labor Relations Authority), una agencia federal independiente, ratificó la decisión de la jueza y desestimó las treinta objeciones que puso la agencia al fallo de la magistrada.
 
Esta es la tercera oportunidad que tiene Carlos García para enmendar el daño cuasado a los empleados y no continuar gastando el dinero de los contribuyentes en alargar un costoso proceso de apelaciones, No contra los enemigos de la libertad de Cuba, no contra comunistas, sino contra empleados, contra compatriotas que llevan años de sufrimientos y privaciones. 
 

¿QUIENES SON LAS VERDADERAS VÍCTIMAS? 
 

Aunque a simple vista, parece que los únicos perjudicados son poco menos de veinte personas, también en este caso son los contribuyentes, que han tenido que pagar cientos de miles de dálares en abogados, siguen pagando y seguirán pagando si esto no se acaba de resolver ya. 

Este no es solamente un problema entre la administracián de Radio y TV Martí y los empleados, este es un problema de todos nosotros los que pagamos por las injusticias, el ensañamiento, el egoismo y los abusos de poder de estos "caudillos federales", que parapetados en el dinero de los contribuyentes se empeñan en prolongar un proceso legal que nunca debió de haber comenzado.
 
Resulta evidente que la estrategia de la administración de la Oficina de Transmisiones a Cuba es dilatar el proceso y para ello a expensas de los contribuyentes, han empleado a un equipo de abogados a tiempo completo, que les permita actuar con impunidad. 
 
El problema es que somos nosotros los contribuyentes los que estamos pagando por esta dilación, por las interminable conferencias y viajes a Washington y por las horas dedicadas a un proceso abocado al fracaso. 

En el 2009 el sindicato les dijo que obraron mal y radicó una queja contra la Agencia. En el 2010 quedó en evidencia durante el proceso de arbitraje que obraron mal. En el 2011 la jueza determinó que obraron al margen de la ley y ahora en el 2012 el Federal Labor Authority desestimó sus argumentos. ¿Qué más necesitan? Cada día que pasa la cifra se hace más grande. De nuestros bolsillos sale el dinero para pagar por ese asesoramiento legal vitalicio y de nuestros bolsillos tendrá que salir la millonaria suma que inevitablemente tendrán que pagar a los empleados despedidos injustificadamente. 
 
El Washington Post, en un artículo de Joe Davidson sobre este tema de los despidos de los empleados de Radio Martí señala que "los contribuyentes tendrán que pagar un precio muy alto por las decisiones de la Gerencia de Radio y TV Martí. El artículo pronostica que, tarde o temprano la agencia tendrá que acatar las órdenes de la jueza y regresar a los empleados injustamente despedidos, pagándoles los salarios adeudados por el tiempo que han estado fuera.

Durante años las administraciones de Radio y TV Martí han actuado como señores de horca y cuchillo. Han manejado esa institución como una finca privada. Han llenado esa dependencia del gobiemo norteamericano de comunistas reciclados, de agentes de la policía política, de militantes del partido comunista todavía nostálgicos de la revolución y han marginado y acorralado a verdaderos profesionales exiliados, han utilizado ese poder para "el cobro de cuentas", para venganzas políticas. Hay un gobierno invisible, unos señores que no trabajan allí, pero que pueden poner y quitar empleados, esto es un secreto a voces.
 
Han actuado con absoluta impunidad con la coartada de que quienes ataquen y denuncien sus inmorales manejos le están haciendo el juego a Fidel Castro. Y han hecho todo eso y han campeado por sus "respetos" con MI DINERO, y eso si me molesta. El día que hagan una investigación a fondo de toda esa mugre que es Radio y TV Martí, el escándalo será grandioso ....
 
Quiero aclarar que JAMÁS me ha interesado en obtener nada en Radio Martí. Tengo allí buenos y admirados amigos, personas decentes y honradas a las que mucho respeto, pero que dependen de ese trabajo que desempeñan desde hace muchos años, que tienen que morderse la lengua ante las cosas que ven y escuchan allá adentro, por las amenazas de que si hablan Ios despiden ..... y también tengo amigos entre los despedidos. Porque he conocido de sus problemas económicos, de sus carencias y por la injusticia y ensañamiento contra ellos es por lo que me he decido a escribir este artículo .

Vía nuevoacción.com