¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

jueves, noviembre 29, 2012

REVELACIONES

  CASOS Y PERSONAJES DE LA MAFIA CASTRISTA

NOTA DE LA REDACCIÓN: Lo que sigue son las revelaciones enviadas a Nuevo Acción por un "viejo revolucionario" que estuvo muy involucrado con las altas esferas de la nomenclatura castrista en los primeros tiempos de la revolución, pero que asqueado, se retiró de todo y ha permanecido en Cuba, casi olvidado y en un auto-buscado ostracismo. Viejo amigo del Director de N.A. nos ha enviado lo que publicamos a continuación, y nos promete más para un futuro próximo.
 
Nota del Director: Un profundo conocedor de la mafia castrista e integrante él mismo de la nueva clase por un tiempo, nos remite, desde la ínsula barataria, el siguiente “inventario de las familias revolucionarias”:
 
En la época republicana, existieron en la Habana una serie de personajes, que eran más que famosos y reconocidos por toda la población: el Caballero de París, la Marquesa, Cándido el bilateral del 33, el andarín Carvajal y varios más que no vienen a la mente.  Todos eran parte del folklore nacional, y realmente eran inofensivos.

La revolución, debido a su composición social, tambien vino acompañada de sus personajes,pero realmente, no tan inofensivos, mas bien temerarios y más peligrosos, para el entorno social.

Para los mas jóvenes, no es ocioso recordar, que durante la época anterior a la revolución, la Sierra Maestra era el refugio seguro de todos los que huían de la justicia.

Todos esos personajes fugitivos de la justicia,  se fueron incorporando al núcleo del famoso Ejército Rebelde;  Cresensio Pérez, el gran sembrador de mariguana; Guillermo García (foto de la izquierda), ladrón de ganado y caballos; Raúl Menéndez Tomasevich,preso en Boniato por estafador; Jorge Lussón, traficante de mariguana; Lulu Martínez Páez, huyendo de La Habana por pedófilo; los Ameijeira, desclasados parqueadores del alrededor de la Manzana de Gómez, y alguno que  otro profesional sancionado o perseguido judicialmente.
 
Con el triunfo de la revolución, donde todos abandonan la Cuna en la Zona Oriental, y establecen su cama en Nuevo Vedado, comienzan a ganar su espacio en la Capital.

Todos recuerdan a un Ameijeiras(en la foto), que siendo Jefe de la policía, se pasaba el dia sentado en el capo de su lujoso carro, frente al Wakamba( 25 y O) fumando mariguana.

Un comandante conocido por Pilón, un negro enorme, protegido de Raúl, corriendo autos por el Malecon, y que se hizo muy famoso,  cuando fue a los carnavales de Prado y no le dejaron pasar en su auto porque no era convertible, y ahí mismo le cortó el techo a un Oldsmobile del 59.
 
También había un joven rebelde, llamado Nelson que era escolta de Fidelito, que coleccionaba autos Cadillac. Tenía uno del año, que siempre lo estacionaba en el esquina de L y 23 y se sentaba allí a conquistar muchachitas.
 
Con el triunfo de la revolución, también surgió una nueva nobleza, afloraron nuevos apellidos que tenían la propiedad de ser INTOCABLES. Los Escalantes, los habían buenos y malos, pero sencillamente Intocables.
 
Estaban los Pardos, Los Ordaz, que eran los sobrinos del loco Ordaz, temibles en la zona de Boyeros.Casualmente una de las hijas, es presentadora de la TV allá en Miami.

Peligrosos los hijos de Tomasevich (que llevan el primer apellido Menéndez)]  casi todos radicados cerca de ustedes en Coral Spring.  Autores de varios robos espectaculares, siendo oficiales de Minint. En uno de ellos fueron detectados.  Cuando avisaron al padre, éste fue a la estación de policía, en calzoncillos con la charretera de general
del division. Los soltó y rompió todas las actas.  Cuando le hicieron el cuento a Raúl, éste estalló en risas y dijo "eso pasa por no atenderlos".

De la nobleza revolucionaria, los Rodiles son como 10, hombres y mujeres. Amigos pero muy amigos de Raúl.  El más famoso era Tonito, el más joven de los González Rodiles Planas. Era el consentido. Tenía una pierna lisiada.  Su deporte preferido, era montar niñas en sus lujosos autos, y después a punta de pistola, obligarlas a tener sexo. Era famoso y los escándalos eran diarios.  Tuvo la desgracia de tener un  hijo disidente.  Que por cierto ha tenido la suerte de convivir en Cuba y USA y juntarse con otras que también regresaron a Cuba, después, que igual que él, regresaron a la Isla.
 
Los más temibles eran los famosos Wilitos. Los hijos de Guillermo García. Esos no tienen límites ni fronteras. Usan barcos del padre e incluso aviones ejecutivos. Tienen prósperos negocios de tabacos y cuadros cubanos en South Beach. 
 
La lista no tiene fin, pero para terminar por hoy, hablaremos  Ramoncito el miliciano, que así era conocido el ,  sobrino de Luis Felipe Carneado, quien fue el Interventor de las Iglesias, las que saqueó. Se llevó sacos de Caliz de Oro, coronas, todo lo que era de Oro.  Pudo sacar estos tesoros a través de la embajada de México en La Habana. Me han dicho que se ve a menudo por la Tv, allá en Miami, anunciando sus clínicas y HMO. Actualmente es un gran hombre de negocios.
 
Sin exagerar, no hay negocio en La Florida, vinculado al Medicare o Medicaid, que no tenga la presencia directa o indirecta de estos personajes.  Ellos se conocen muy bien entre sí, trabajan muy coordinados, se ayudan; y lo más importante, mantienen los vínculos con La Habana.  Y ya están sembrados aqui, se la saben todas.

Vía nuevoacción.com

No hay comentarios.: