¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

domingo, septiembre 23, 2012

CRIMENES MONSTRUOSOS EN CHINA CENTRAN LOS DEBATES DE LA ONU


 Discusiones y pruebas de que el régimen comunista chino ha cosechado durante años a escala masiva los órganos de prisioneros religiosos, fueron discutidos recientemente en el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.  El encuentro se realizó tras un panel celebrado por el Congreso de Estados Unidos la semana pasada, que abordó el mismo tema. Allí la Congresista Dana Rohrabacher apodó los alegatos como "crímenes monstruosos" contra la humanidad.

La XXI sesión del Consejo convocó a una serie de reuniones entre el 10 y 28 de septiembre en Ginebra, Suiza. Además de las grandes asambleas, se están llevando a cabo una serie de eventos paralelos patrocinados por organizaciones no gubernamentales (ONG).

En un panel lateral similar al oficial, el 17 de septiembre, Guo Jun, el editor en jefe de las ediciones en chino de La Gran Época habló sobre su labor al frente a una investigación sobre las denuncias de sustracción de órganos en China de los prisioneros religiosos, específicamente los practicantes de la disciplina espiritual Falun Gong.

"En nuestra investigación encontramos que los prisioneros, detenidos en campos de trabajo y cárceles, eran casi la única fuente de órganos para trasplantes en China. La gran mayoría eran practicantes de Falun Gong, una práctica espiritual china", dijo ella.

"El asesinato de inocentes por sus órganos es un ataque a la dignidad de la humanidad y los principios de la civilización humana", agregó.

El panel fue titulado "Libertad de reunión pacífica" y se celebró en el Palacio de las Naciones.
El investigador Arne Schwarz también habló de su trabajo sobre el mismo tema: "Riñones, hígados, corazones, pulmones y córneas de presos han sido y aún son utilizados en la República Popular China para el trasplante de órganos en los hospitales militares y civiles ", dijo en en declaraciones preparadas de antemano.

"La extracción de órganos es una floreciente 'industria' (como se llama en China) porque no solamente los chinos ricos e influyentes, sino también los extranjeros pagan grandes sumas de dinero por estos trasplantes de órganos".

En sus declaraciones se refirió a las "estimaciones informadas" que ponen en 65.000, el número de practicantes de Falun Gong, cuyos órganos han sido removidos; en su mayoría tiempo después de haberles suministrado un anestésico, pero estando todavía vivos.

"Los medios tradicionales ya no deberían cerrar los ojos sobre los alegatos relativos a la sustracción de órganos a practicantes de Falun Gong vivos", dijo. "Las instituciones médicas deben investigar las denuncias en forma independiente".

Los eventos del panel lateral, de los cuales cerca de 100 fueron organizados por ONG, se llevan a cabo de acuerdo con las estrictas regulaciones del UNHRC y sólo por grupos acreditados ante la ONU. Las listas de los paneles se muestran en las pantallas de todo el edificio de la ONU.

Un delegado chino estuvo presente en este evento y dio lo que un individuo presente caracterizó como una respuesta "suave y defensiva", repitiendo la propaganda oficial en contra de la práctica de Falun Gong, pero no responde a la sustancia de las denuncias o los puntos probatorios específicos planteados.

En la XVI sesión plenaria celebrada el 18 de septiembre, una gran convocatoria donde están presentes, representantes de decenas de gobiernos y ONG, los oradores examinaron nuevamente las denuncias sobre la sustracción de órganos a prisioneros religiosos en China.

Guo Jun habló nuevamente, y también lo hizo Karen Parker, un abogado de derechos humanos y el principal representante de desarrollo educativo internacional, una ONG asociada a la ONU.

Parker dijo que su grupo está preocupado por la "continua evidencia de que los órganos de muchos de los practicantes [de Falun Gong] son cosechados por la fuerza", y añadió puntualizando con la observación de que: "Somos conscientes de que el Consejo en su conjunto no tratará ningún asunto en China debido a consideraciones políticas. Sin embargo, instamos a que los Estados eliminen el mercado de órganos procedentes de China y que los relatores especiales sobre ejecuciones sumarias, el derecho a la salud y el derecho a no sufrir tortura investiguen este asunto como un tema de gran urgencia".

Por lo general, las delegaciones responden a acusaciones hechas contra ellos en las sesiones plenarias. La delegación de China no le respondió a Parker.

Vía lagranepoca.com

No hay comentarios.: