¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

sábado, agosto 11, 2012

LA FAMILIA DE PAYA EN PELIGRO

Por Zoé Valdés

Mientras El País se empeña en hundir más de lo que está a Ángel Carromero publicando sus multas de tránsito y anunciando que Tráfico le ha retirado ¡para colmo! el permiso de conducir, una carta canallesca y vergonzosa promoviendo el diálogo con la dictadura ha sido lanzada por un grupito de "exiliados" y bichidisidentes representantes del raulato light.

Entre ellos, empresarios exiliados aupados también por el mismo periódico, como es el caso de Carlos Saladrigas, entrevistado en varias ocasiones en sus páginas, para reafirmar lo que se encuentra también manifestado en Youtube, que el ejemplo para Cuba sería Singapur. O sea, la esclavitud impuesta por los cubanos del exilio a los cubanos de la isla, en combinación con la iglesia castrista y por supuesto, con la venia de los dos hermanos Castro, que ya ustedes saben que siempre dan la venia con fecha de caducidad y limitada a sus propios intereses.

Este señor se pregunta, ¿quién es más libre, un ciudadano de Singapur o un ciudadano de Haití? Vean el video para que se den cuenta de lo que se trata. Para él la libertad es riqueza única y exclusivamente, pero la riqueza de gente como él. O sea, sólo algunos tienen derecho a ser libres, los ricos.

Entre los firmantes de esa bochornosa carta se encuentran un prófugo de la justicia norteamericana y un terrorista. En una carta que supuestamente pide pacíficamente el entendimiento con el régimen encontramos a un delincuente y a un criminal. El segundo no ha sido juzgado por nadie, aunque ya un tribunal de París me dio la razón al llamarlo terrorista, puesto que él se llama de tal modo en un libro firmado por él mismo, donde se vanagloria de ser nombrado por sus compañeros de lucha ‘El Terrorista’.

Casi todos los bichidisidentes (de bichos y disidentes) que firman esa carta piden el levantamiento del embargo, no sólo lo piden, algunos de ellos han viajado el mundo entero reclamando que Estados Unidos le quite el embargo al país que los oprime. Es por eso que nadie entiende a los disidentes cubanos, o a ésos, más específicamente, y tampoco nadie entiende que los Castro dejen viajar al extranjero a esos diz que disidentes, para que les hagan el mejor de los trabajos.

En eso la dictadura ha sido muy viva, o sea, muy bicha, desde hace años llevan preparando el fin que, como en un documental de Nicolás Guillén Landrián, nunca será el fin. Desde hace tiempo han ido infiltrado –yo diría que desde los inicios- a aquellos que venido el momento de los estertores finales les salvarán la situación.

De tal modo, sembraron a varios intelectuales en el exilio, abrieron revistas de "encuentros", que no fueron más que encontronazos. Imagínense una revista de exiliados judíos que sea inaugurado con un discurso de Goebbels. Bueno, así fue una revista de supuestos exiliados cubanos estrenó su aparición en los estanquillos con un discurso de Raúl Castro, y con esos truenos recibieron dinero de todo el mundo, tanto de la derecha como de la izquierda. Claro, de la derecha más, por el aquello de los complejines de ser de derechas

En esta carta, los cerebros no son sólo Saladrigas, y Ariel Hidalgo, como muchos creen, los cerebros vienen de muchos lados e ideologías, es la razón por la que usan el pacifismo como una corriente ideológica de un solo lado y a su favor, sin siquiera advertir que el pacifismo no tiene ideologías, porque no responde estrictamente más que a la paz, sea cual sea el camino que se escoja para conseguirla, como dice el mismo Gene Sharp.

Pero aunque el camino sea la paz, no hay nada que hacer si los que tenemos enfrente la rehúsan, ¿o es que no hemos visto que los opositores tunecinos, libios, egipcios, sirios, al inicio abogaban todos por el camino de la paz y se llamaban pacifistas? Aunque en el caso cubano no sean los mejores ejemplos porque nosotros no tenemos el tema religioso como espada de Damocles encima de nuestros cogotes.

Uno de los ideólogos de la dichosa misiva es un antiguo ministro castrista, diplomático del castrismo en Estados Unidos y en otros lugares, con historial comunista que le viene desde la cuna puesto que a su madre la llamaban ‘La Pasionaria cubana’, ya por ahí calculen, y fue una de las fundadoras de aquel engendro creado por Vilma Espín – la mujer de Castro II, que el Diablo la tenga en sus calderas – la FMC (Federación de Mujeres Cubanas), antecedente del CENESEX, la ONG oficialista de la hija de Castro II, Mariela Castro. Como verán todo está conectado.

Resulta muy sintomático que entre los firmantes a la Carta se encuentren dos personajes que hoy dirigen una publicación del exilio, dedicada mayormente al público joven cubano, heredera de la primera revista de los encuentros, en la que no han cesado de agredirme por el hecho de haber sido esposa de un diplomático cubano (también fueron diplomáticos Guillermo Cabrera Infante, Juan Arcocha, entre otros exiliados); que no paran de agredir con artículos a Guillermo Cabrera Infante; y que ahora se aúnan fielmente a las ideas de este antiguo diplomático del castrismo que se hace llamar politólogo. Todo muy conectado, y evidente.

Y todo está conectado porque no resulta nada casual aunque lo parezca, que los líderes del aperturismo al raulato light vengan todos de la revista Pensamiento Crítico. Uno de ellos me falta: un ex diplomático del castrismo, presidente del Departamento América del Consejo de Estado, que viajó en varias ocasiones a Miami para hacerle la pala del enfrentamiento a ¿quién? Al director de la revista de marras, la primera del encuentrico, y me refiero a Aurelio Alonso, todavía vocero del régimen en Cuba.

Para terminar, resulta del mismo modo inaudito, aunque por mi parte me lo esperaba, que a esta carta la traten con bombo y platillos en la prensa mundial mientras que a la familia del opositor Oswaldo Payá Sardiñas la han ignorado y no le han brindado el apoyo que merecen esas dos mujeres, Ofelia Acevedo Maura y Rosa María Payá Acevedo, que se han comportado como dos valientes.

¿Por qué no me extraña nada? Porque del mismo modo que a Barack Obama le dieron el Nobel de la Paz a las pocas semanas de haber salido electo presidente y que a una bloguera absolutamente desconocida la convirtieron en una de las personalidades más importantes del mundo para la revista Time en semanas; así harán lo contrario con la familia Payá.

Ahora no sólo las ignorarán, sino que tratarán de llamarlas de todo: locas, extremistas, etc... Y no serán los que lo hagan solamente los del bando castrista, ya empezaron a activar descaradamente a sus agentes en el exterior, de un bando como de otro, para acabar con todo lo que tenga que ver con la verdad. La familia de Payá está en peligro, no me canso de repetirlo, ahora más que nunca.

Sin ir más lejos, el sueco Aron Modig, testigo clave en el "accidente" en el que perdieron la vida Payá y Cepero, recién ha dado su primera entrevista a un diario sueco, y como era de esperar, vuelve a repetir que no recuerda nada, ni sabe nada de nada. Su memoria solo funciona en aras de delatar a la familia Payá, sobre todo a Rosa María Payá, y ni siquiera se acuerda de darle el pésame a esa familia. No dudaría que el sueco formara parte del complot.

Todo lo tienen en apariencia muy hilvanado, pero quiero dejar bien claro que algunos no somos bobos, para nada. "Viví en el monstruo y le conozco las entrañas", ¿no fue que escribió José Martí? Y sé muchas cosas, pero muchas, de ese monstruo castrista que es una hidra de numerosas cabezas.

PD.: Nota recibida de un lector: "Se han organizado muy bien. Esto salió ayer en la Radio Pública en EEUU: el profesor Ted Henken argumenta que Yoani Sánchez es indiscutiblemente la dirigente más destacada y que su estilo es muy efectivo porque en sus post escribe sobre hechos diarios que la gente puede entender; que no se pierde en las teorías de Marxismo vs Capitalismo ni en batallas internacionales como el caso de los 5 espías o el de Alan Gross.

Que él no la llamaría disidente, sino una ciudadana y eso es más revolucionario en Cuba porque los ciudadanos tienen deberes y responsabilidades y ella está actuando con esos deberes y responsabilidades, pero como una ciudadana que quiere que su voz sea escuchada y eso es muy efectivo... blah, blah, blah".

Vía libertaddigital.com

No hay comentarios.: