¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

jueves, octubre 06, 2011

LA HISTORIA EN LA MEMORIA

ARNOLDO MARTÍNEZ ANDRADE: UN HÉROE DE NUESTRO TIEMPO


Por Aldo Rosado-Tuero



El 6 de octubre de 1965, caía en combate en contra de las tropas de la tiranía comunista, en "Loma de la Ceniza (foto de la izquierda), en Platero, situado entre Caibarién y Yaguajay, en Las Villas, el Comandante Arnoldo Martínez Andrade, Jefe del Frente Norte de Las Villas, comandando las tropas que en tremenda desigualdad se habían alzado en armas para combatir la traición de Castro y su camarilla de asesinos.


Arnoldo (foto) contaba al morir 28 años de edad. Había nacido en 1934 en El Río, en Chambas, en la Provincia de Camagüey. Hijo de campesinos, se había unido al Ejército Rebelde que combatía a Batista y terminó la guerra con el grado de Capitán. Ante la traición castrtista a los postulados de la revolución, siguió el único camino que creyó digno. El que él conocía. El de las montañas. Y juró que de allí sólo saldría triunfante o muerto.

Cuando la situación era más desesperante para su valiente y ya diezmada guerrilla, a Arnoldo le ofrecieron salir hacia los Estados Unidos para recabar ayuda y armas, pero su respuesta fue negativa: "Yo soy el jefe de estos hombres que me siguen y arriesgan la vida a diario, por lo tanto, nunca, bajo ningún concepto ni por ninguna razón los abandonaré. Seguiré con ellos hasta el triunfo o la muerte. Si accediera y por cualquier razón no pudiera regresar, yo no podría vivir con el sambenito de 'Capitán Araña".

Las tropas de la tiranía, integrada por más de 20 mil hombres, al mando de Raúl Menéndez Tomassevich tendieron un triple cerco alrededor de la Loma de la Ceniza, donde acampaba la Comandancia del Frente Norte.

El día primero de octubre comienzan los combates, cayendo prisionero de los comunistas el patriota Francisco Manso Navarrro. También es capturado gravemente herido Luis Cruz Oropesa. Tres días después (el 4 de octubre) son capturados, tras heroica resistencia Israel Díaz González (herido), su padre Manuel Díaz "Manengo" y Pedro Rojas Rojas.

Al día siguiente cae heroicamente el cocinero de la tropa anticomunista Pedro González "Perico". Para esa fecha (6 de octubre) quedaban vivos dentro del cerco: El Comandante Arnoldo Martínez, el capitaán Ibrahim Cruz Oropesa (segundo al mando de la guerrilla), Rafael Hernández Almenarez "Guancho", Modesto Ramos González y un negro que ostentaba el grado de teniente de la guerrilla, llamado Antonio al que todos conocían por Tondique (no confundirlo con el otro Tondique, héroe de nuestra lucha, negro también, alzado por las inmediaciones de Sagua La Grande).



En ese fatídico día de la historia de Cuba era exterminada la guerrilla del legendario Arnoldo Martínez Andrade, uno de los hombres más valientes y desinteresados que han dado nuestras luchas por la libertad. Ibrahim Cruz (cuyo hermano había caido prisionero en el primer día del cerco) y "Guancho" Hernández Almenarez se suicidan antes de caer prisioneros. Modesto Ramos cae herido y es capturado. Arnoldo cae peleando hasta la última bala. Es alcanzado por los disparos del enemigo cuando intentaba saltar una cerca de piña ratón. Aún después de muerto le llenan el cuerpo de balazos. Antonio "Tondique" logra escapar del cerco, para caer en combate en 1964.

Pedro Rojas y Manengo Díaz fueron fusiladosa los diez días de su captura, en Mayajigua, en la finca robada a la familia Calienes. El resto de los capturados fueron condenados a prisión; Israel Díaz a 30 años, Luis Cruz, hasta que cumpliera la mayoría de edad (era un niño), Francisco Manso a 30 años y Modesto Ramos a 30 años.

Con el extermino de la Comandancia los castristas le asestaban un rudísimo golpe al frente norte, que se extinguía poco a poco, sin ayuda exterior. Aún sobrevivían otras guerrillas, entre ellas la capitaneada por el hermano menor de Arnoldo, Alberto Martínez Andrade "Betín", quien murió posteriormente en combate, pero prácticamente ese fue el puntillazo final a aquel heroico y bonito esfuerzo que fue el Frente Norte de Las Villas, en el que tanto heroismo se derrochó y tanta sangre buena de los mejores hijos de la patria, se derramó.

(Este artículo está basado en otro publicado por el autor en 1982, con motivo de un aniversario de la caida en combate de esos patriotas) (Publicado en Nuevo Acción en la edición del sábado 25 de noviembre del 2006)

Vía nuevoacción.com

No hay comentarios.: