¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

miércoles, julio 27, 2011

ESCUELA DE FRANKFURT: CONSPIRACIóN PARA CORROMPER-II

Nota de Nuevo Acción: En la serie de artículos que sobre la "Escuela de Frankfurt" que se publicarán en las sucesivas ediciones de este diario digital, el lector podrá notar las similitudes en el trabajo de zapa, de esta escuela con la labor de los republicanos españoles que se mudaron a Cuba, según el artículo publicado por Juan Cuellar en este mismo diario en la edición del pasado día 22 de este mes.

Por Timothy Matthews

Esta 'Escuela' (diseñada para poner carne en su programa revolucionario) se inició en la Universidad de Frankfurt en el Institut für Sozialforschung. Para empezar la escuela y el instituto eran indistinguibles. En 1923 el Instituto se estableció oficialmente, y financiado por Felix Weil (1898-1975). Weil nació en Argentina y a los nueve años se lo envió para asistir a la escuela en Alemania. Asistió a las universidades en Tübingen y Frankfurt, donde se graduó con un grado doctoral en ciencia política. Mientras estaba en estas universidades se volvió cada vez más interesado en el socialismo y el marxismo. Según el historiador intelectual Martin Jay, el tema de su disertación era 'los problemas prácticos de llevar a cabo el socialismo.'

Carl Grünberg, director del Instituto desde 1923-1929, era un marxista confeso, aunque el Instituto no tenía ninguna afiliación partidaria. Pero en 1930 Max Horkheimer asumió el control y él creyó que la teoría de Marx debía ser la base de la investigación del Instituto.

Cuando Hitler vino al poder, el Instituto fue cerrado y sus miembros, por varias rutas, huyeron a los Estados Unidos y emigraron a las mayores universidades americanas - Columbia, Princeton, Brandeis, y California en Berkeley.




La Escuela incluyó entre sus miembros al gurú de 1960 de la Nueva Izquierda Herbert Marcuse (foto)-(denunciado por el Papa Pablo VI por su teoría de liberación que 'abre el camino para la licencia encubierta como libertad'), Max Horkheimer, Theodor Adorno, el popular escritor Erich Fromm, Leo Lowenthal, y Jurgen Habermas - posiblemente el representante más influyente de la Escuela.

Básicamente, la Escuela de Frankfurt creyó que en tanto un individuo tuviera la creencia -o incluso la esperanza de creencia- que su don divino de razón pudiera resolver los problemas que enfrenta la sociedad, entonces esa sociedad nunca alcanzaría el estado de desesperación y alienación que ellos consideraron que era necesario para provocar la revolución socialista. Por consiguiente, su tarea era minar tan rápidamente como sea posible el legado Judeo-Cristiano.

Para hacer esto ellos requirieron la crítica destructiva más negativa posible de cada esfera de la vida que se diseñaría para desestabilizar la sociedad y derrumbar lo que ellos vieron como 'el orden opresivo'.

Sus políticas, esperaron ellos, se extenderían como un virus 'continuando el trabajo de los marxistas Occidentales a través de otros medios' como notó uno de sus miembros. Para llevar más allá el avance de su revolución cultural 'silenciosa' - pero no dándonos ideas sobre sus planes para el futuro - la Escuela recomendó (entre otras cosas):

1. La creación de ofensas de racismo.

2. Cambio incesante para crear confusión.

3. La enseñanza de sexo y homosexualidad a los niños.

4. El minado de la autoridad de escuelas y maestros.

5. Gran inmigración para destruir la identidad.

6. La promoción de beber en exceso.

7. Vaciado de Iglesias.

8. Un sistema legal inestable con prejuicio contra las víctimas del crimen.

9. Dependencia de los beneficios estatales.

10. Control y tontería de los medios de comunicación.

11. Animar la quiebra de la familia.

Una de las ideas principales de la Escuela de Frankfurt era aprovechar la idea de Freud de 'pansexualismo' - la búsqueda por placer, la explotación de diferencias entre los sexos, derrocando las relaciones tradicionales entre hombres y mujeres.

Para llevar más allá sus objetivos ellos tendrían que:

* atacar la autoridad del padre, negar los roles específicos del padre y la madre, y arrebatar a las familias de su derecho como educador primario de sus niños.

* abolir las diferencias en la educación de varones y mujeres.

* abolir todas las formas de dominación masculina - de ahí la presencia de mujeres en las fuerzas armadas

* declarar a las mujeres ser una 'clase oprimida' y a los hombres como 'opresores'

Munzenberg resumió así la operación a largo plazo de la Escuela de Frankfurt: 'Nosotros haremos al Oeste tan corrupto que apeste.'

La Escuela creía que había dos tipos de revolución: (a) política y (b) cultural.

La revolución cultural demuele desde dentro. 'Las formas modernas de sometimiento están marcadas por la bondad'. Ellos lo vieron como un proyecto a largo plazo y mantuvieron claramente sus visiones enfocadas en la familia, educación, medios de comunicación, sexo y cultura popular.

La Familia

La 'Teoría' Crítica de la Escuela predicó que la 'personalidad' autoritaria es un producto de la familia patriarcal - una idea que se unió directamente a los Orígenes de la Familia, Propiedad Privada y el Estado de Engels que promovió el matriarcado.

Ya Karl Marx había escrito, en el “Manifiesto Comunista”, sobre la noción radical de una 'comunidad de mujeres' y en La Ideología alemana de 1845 [1], escribió despectivamente sobre la idea de la familia como la unidad básica de sociedad.

Éste era uno de los principios básicos de la 'Teoría' Crítica: la necesidad de ruptura de la familia contemporánea. Los estudiosos del Instituto predicaron que:

'Incluso una quiebra parcial de la autoridad paternal en lo familiar podría tender a aumentar la prontitud de una próxima generación para aceptar el cambio social.'

Siguiendo a Karl Marx, la Escuela enfatizó cómo la 'personalidad' autoritaria es un producto de la familia patriarcal, fue Marx que escribió tan despectivamente sobre la idea de la familia siendo la unidad básica de la sociedad. Todo esto preparó el camino para la guerra contra el género masculino promovida por Marcuse bajo la guisa de 'liberación' de las mujeres y por el movimiento Nueva Izquierda en los años sesenta.




Ellos propusieron transformar nuestra cultura en una dominada por mujeres. En 1933, Wilhelm Reich (foto de la izquierda), uno de sus miembros, escribió en La Psicología de Masas del Fascismo que el matriarcado era el único tipo de la familia genuino de 'la sociedad natural.' Eric Fromm también era un abogado activo de la teoría matriarcal.

Masculinidad y feminidad, dijo él, no eran reflejos de las diferencias sexuales 'esenciales', como los Románticos habían pensado, pero habían derivado en cambio de las diferencias en las funciones de la vida que eran en parte socialmente determinadas.' Su dogma era el precedente para las declaraciones feministas radicales que, hoy, aparecen en casi cada gran periódico y programa de la televisión.

Los revolucionarios supieron exactamente lo que ellos quisieron hacer y cómo hacerlo. Ellos han tenido éxito.(Continuará)

Vía nuevoaccion.com

1 comentario:

fandelrey dijo...

lo felicito por el articulo
es muy importante por lo que lo compartiré con mis camaradas docentes.
sería muy útil si me dijera las referencias, es decir la fuente en donde se comprueban esos 11 aspectos que ud. señala de esta escuela
es importante pues la gente quiere saber como se comprueba lo que una señala
desde ya muchas gracias
atte
juan ungaro
jgungaro@gmail.com