¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

martes, junio 07, 2011

Alpha 66 y su vigencia histórica en sus 50 años de lucha







Por Ernesto Diaz Rodriguez Secretario General de Alpha 66- Vicepresidente de Unidad Cubana

Corría el año 1961 y nuevas urgencias indicaban que debíamos hacer un esfuerzo para buscar fórmulas independientes en la lucha por la libertad de Cuba. Luego de la traición por parte de la administración norteamericana, sufrida por el contingente de valerosos cubanos que desembarcaron en Playa Girón, ya no era mucho lo que podía esperarse de nuestros supuestos aliados en la lucha por salvar las instituciones democráticas de las garras de un tirano con apetencia insaciable de poder y de gloria. ¿Como confiar a partir de ese instante de quienes miserablemente, en acto de insensibilidad o cobardía, habían abandonado a su propia suerte a aquel grupo de valientes en el escenario de combate a donde habían sido lanzados en una zona cenagosa complemente adversa? Al romper su compromiso de ofrecerles apoyo aéreo y logístico en momentos tan dramáticos, había quedado claro que aunque había coincidencias de propósito, nuestros intereses no tendrían valor si no estaban en función de los intereses de nuestros “aliados”.

El 25 de enero de ese mismo año, luego de escapar clandestinamente de la Isla cautiva, un grupo de oficiales del II Frente Nacional del Escambray había arribado a las costas de la Florida en dos pequeñas embarcaciones. Tras varios meses de injustificado confinamiento en un campo de concentración en MC Allen, Texas, las autoridades norteamericanas decidieron concederles el asilo politico y ponerlos en libertad. Pocos meses después, en busca de una alternativa de lucha sin sometimientos a intereses ajenos, junto a otros compatriotas con inquietudes similares, esos mismos oficiales decidieron fundar la organización Alpha 66.

Desde entonces han transcurrido 50 años. Medio siglo de lucha sin descanso por la libertad de Cuba. Una hermosa historia de perseverancia y de intransigencia fértil, porque las causas justas no admiten claudicaciones, ni el honor deja espacio para entendimientos con el enemigo vil que ha sumido a nuestra infeliz nación en la más espantosa miseria. Nuestra consigna ha sido siempre: la lucha frontal contra la tiranía comunista de Cuba, sin esperar por nadie ni pedir permiso a nadie. Y a esos principios hemos sido fieles, sin importarnos el precio a pagar, ni los inevitables sacrificios impuestos, quizás para templar más nuestra condición de hombres de lucha y fortalecernos el espiritu.




Muchos son los actos heróicos que componen la historia de Alpha 66. Fue el desembarco de Vicente Méndez, junto a una docena de jóvenes impregnados en su fe y en su patriotismo de la hermosa doctrina martiana, y que fueron a regar con su sangre la semilla de la libertad, un ejemplo glorioso de lo que es capaz de hacer por amor a su pueblo, y a su Patria, cuando existe una verdadera conciencia del deber y la voluntad para el sacrificio, hasta el mas tremendo, que te arranca la vida, como la experiencia a la que ellos con valor y decisión se enfrentaron. Al igual que con idéntico valor y decisión se enfrentaron José Rodríguez Pérez y el contingente de héroes que lo acompañaron en su histórico desembarco en las costas de Cuba.

¡Eso es Alpha 66! Y Alpha 66 es ese eslabón de historia que escribieron muchos de sus hombres, con honor e hidalguía, durante muchos, muchos años de ensañado cautiverio en las ergástulas del régimen comunista de Cuba. Y son un eslabón importante en la vigencia histórica de Alpha 66, los hombres y mujeres de este exilio fecundo, incorporados a las filas de nuestra organización. Esos que no se rinden ni claudican. Siempre dispuestos a mantener en alto la bandera de la rebeldía. Siempre con la decencia y la humildad que hace posible la mejor comprensión para mantenernos unidos en nuestros pensamientos y en nuestro amor a Cuba, a esa Cuba sin rejas ni cadenas que anhelamos. La Cuba de la libertad, la de todos los buenos cubanos, sin importar su raza, ni su creencia religiosa, ni su origen, filosofía política o condicion social. La Cuba de Martí, la de Agramonte y Maceo, la Cuba de Maximo Gómez, la de Pedro Luis Boitel y Orlando Zapata Tamayo. La Cuba mía, y la tuya y la de nuestros hijos y nietos, aunque hayan nacido en tierra extraña. Esa que como caudaloso río por nuestras venas corre y se nos enrosca cada noche en los hilos de la almohada.

Medio siglo de la fundación de Alpha 66 estamos cumpliendo en este 2011, y como homenaje a sus guías espirituales, Andrés Nazario Sargén y el Dr. Diego Medina Hernández, esos dos gigantes en nobleza de alma y en vitalidad de espíritu, estamos oficialmente convocando a todas las delegaciones en Cuba, en los Estados Unidos, en España, en República Dominicana, en Puerto Rico y en cualquier otro rincon del mundo donde estén nuestras raíces, para que en los dias 24 y 25 de Septiembre llevemos a cabo actividades de homenaje por el 50 Aniversario de existencia de Alpha 66. “Honrar honra” fueron palabras sabias de José Martí, el Apóstol de la Independencia de Cuba. Y por eso es gesto honroso rendir homenaje en acontecimiento tan significativo a estos dos incansables patriotas y a todos los que, como ellos, hicieron con su dignidad y su aporte en sacrificios que fuera nuestra organización un faro luminoso en la historia de hoy, y de todos los tiempos, en la lucha por la libertad de Cuba.

Vía nuevoaccion.com

No hay comentarios.: