¨…Dos peligros tiene la idea socialista, como tantas otras:-el de las lecturas extranjerizas, confusas e incompletas, - y el de la soberbia y rabia disimulada de los ambiciosos, que para ir levantándose en el mundo empiezan por fingirse, para tener hombros en que alzarse, frenéticos defensores de los desamparados…¨(Tomo 3, 168). Jose Marti

martes, marzo 15, 2011

Mercenarios de dictador Gadafi avanzan y recuperan posiciones


Un libio que apoya al dictador Gaddafi

Marzo 14 – Las tropas leales al coronel Muamar el Gadafi prosiguen hoy su avance hacia el este del país, acorralando a los rebeldes en torno a la ciudad de Bengasi, epicentro de la revuelta contra el dictador y sede del Gobierno insurrecto.

Mientras continúa la lucha en Brega, que el Ejército libio dio ayer por reconquistada, The New York Times informa de que aviones militares están bombardeando a los rebeldes a la ciudad de Ajdabiya. Se trata de un enclave crucial, ya que da acceso a una carretera que enlaza directamente, hacia el noreste, con Tobruk.

Si los leales a Gadafi se hacen con esta plaza, Bengasi quedaría cercada por este y oeste, además de que los rebeldes se quedarían sin contacto con Egipto, desde donde les llegan medicinas, alimentos y suministros. Mientras, Francia intensifica los contactos para sacar adelante en Naciones Unidas una zona de exclusión aérea.

LAS FUERZAS DEL TIRANO

El tamaño exacto de las fuerzas armadas de Gadafi es motivo de debate entre los expertos, y más aún el grado de operatividad del Ejército, que durante muchos años fue el «patito feo» del régimen.

El dictador trató de tenerlo mal pertrechado y con poca instrucción con objeto de reducir los riesgos de un golpe militar y privilegiar, por otro lado, las milicias y mercenarios.

No obstante, existe consenso en torno a la debilidad militar del campo rebelde. Está en gran parte constituido por voluntarios y unidades militares que han desertado del Ejército, particularmente en el este.

Se desconoce el número exacto de rebeldes y se duda de su disciplina y comando central. De ahí los pronósticos de victoria militar para el régimen de Trípoli si se mantiene el actual curso del conflicto.

Dada la fragilidad de la lealtad del Ejército, Muamar Gadafi y su entorno se apoyan en las fuerzas especiales, formadas por milicianos y por mercenarios. Se calcula que el dictador cuenta actualmente con una fuerza de entre 10.000 y 12.000 hombres. La unidad élite, la 32 Brigada, está dirigida por un hijo de Gadafi, Khamis.

Numerosos informes de testigos y grupos de derechos humanos han informado, además, de la llegada de soldados de fortuna de países vecinos, contratados por Gadafi desde el primer momento para sofocar la revuelta.

Su número exacto es imposible de verificar, pero se cuentan por centenares.

Una fuente oficial de Malí, consultada hace una semana por la BBC, afirmó que entre 200 y 300 hombres armados de la tribu tuareg del norte -la región de Kidal- habían viajado en un convoy a Trípoli para sumarse a las fuerzas de Muamar Gadafi.

«Les pagaron 10.000 dólares por enrolarse, y escuché que les prometían además 1.000 dólares por día de combate», dijo a la BBC la misma fuente. Hay informes de otros mercenarios tuareg que se han desplazado a Libia desde Argelia y Níger.

Via gacetadecuba.com

No hay comentarios.: